lunes, 26 de abril de 2010

LEONARDO DA VINCI


Artista Florentino y uno de los mas grandes maestros del renacimiento, famoso como pintor, escultor, arquitecto, ingeniero y científico. Su profundo amor por el conocimiento y la investigación fue la clave tanto de su comportamiento artístico como científico. Sus innovaciones en el campo de la pintura determinaron la evolución del arte italiano durante mas de un siglo después de su muerte sus investigaciones científicas sobre todo en las áreas de anatomía, óptica e hidráulica, anticiparon muchos de los avances de la ciencia moderna. Leonardo nació el 15 de abril de 1452 en el pueblo toscano de Vinci, próximo a Florencia. Hijo de un rico notario florentino y de una campesina, a mediados de la década de 1460 la familia se instalo en Florencia, donde Leonardo recibió la mas exquisita educción que esta ciudad, centro artístico e intelectual de Italia, podía ofrecer. Leonardo era elegante, persuasivo en la conversión y un extraordinario músico e imporvisador. Hacia 1466 acude a formarse al taller de Andrea del Verrocchio, figura principal de su época en el campo de la pintura y la escultura. Junto a este, Leonardo se inicia en diversas actividades, desde la pintura de retablos y tablas hasta la elaboración de grandes proyectos escultóricos en mármol y bronce. En 1472 entra a formar parte del gremio de pintores de florencia y en 1476 todavía se le menciona como ayudante de verrocchio, en cuya obra el bautismo de cristo, pinto el angel arrodillado de la izquierda y el paisaje de matices neblinosos. En 1478 leonardo alcanzo su maestría. De 1495 a 1497 trabaja en su obra maestra La Ultima Cena, pintura mural para el refectorio del monasterio de Santa Maria delle Grazie, Milan. .
El retrato mas conocido de toda la historia de la pintura, también conocido como Monna lisa, al identificarse a la modelo con la esposa de Francesco del Giocondo que llevaba ese nombre, aunque se han barajado varias hipótesis sobre su verdadera identidad. Si algo merece destacarse de forma especial es la enigmática sonrisa de la retratada. Parece ser que Leonardo sentía una gran predileccion por esta obra ya que la llevaba consigo en sus viajes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada